Negocios

Venezolanos creen que eliminación de cuarentena intersemanal será un alivio

Fondo de Valores Inmobiliarios, Empresario, Businessman, Banquero, FVI, Constructor
Alias "Jhon Mechas", el disidente de las Farc tras el atentado contra Iván Duque

Caracas, 19 jul (Sputnik).- El Gobierno de Venezuela evalúa eliminar las jornadas intersemanales de cuarentena radical, y los ciudadanos consultados por Sputnik en las calles de la capital de este país afirmaron que la suspensión de esta medida sería un alivio. «Sí, que lo levanten. Eso es un alivio, y la verdad es que ya casi todo está abriendo en las semanas radicales, pero hay algunos comerciantes que nos vemos más afectados que otros, por nuestra ubicación, o por los policías a los que le corresponda la jornada», dijo a esta agencia un comerciante que prefirió no ser identificado. El 16 de marzo comenzó en Venezuela un período de cuarentena estricto en el que solo farmacias y ventas de alimentos podían trabajar. En junio de 2020, las autoridades decidieron aplicart con una semana de flexibilización por dos de distanciamiento social, y en octubre este esquema pasó a ser intersemanal y así se ha mantenido desde entonces. Entre este lunes 19 y el domingo 25 corresponde en Venezuela a una semana flexible, en la que la mayoría de los negocios pueden trabajar manteniendo medidas de bioseguridad. Mientras, entre el 26 y el 1 de agosto, de acuerdo a este esquema, correspondería una semana radical, lo que se traduce en cierre de bancos, playas, centros comerciales, entre otros comercios considerados como no esenciales, incluyendo parques nacionales e infantiles. Sin embargo, en los últimos meses, los dueños de negocios se las han ingeniado para violar el control que mantienen las autoridades, y abren sus restaurantes, tiendas, centros comerciales, entre otros. Incluso han hecho adaptaciones en las vidrieras o levantado paredes para disimular la presencia de clientes. «Tienen que abrirlo, porque la gente no lo cumple, esto se ha convertido en un vicio, y militares y policías se aprovechan de cobrarle a uno que no tienen un carnet que lo valide como trabajador esencial, en los puntos de control en las autopistas, en los autobuses, taxistas», señaló Rafael Hurtado de 38 años. Hace una semana, durante una reunión con el parlamento, el presidente Nicolás Maduro recibió la denuncia de que en las alcabalas numerosos trabajadores estaban siendo extorsionados por militares y policías para poder acudir a sus puestos de trabajo, y pidió la suspensión de estos controles en el acceso a los estados. Liberación controlada Posteriormente, el mandatario indicó que estaba estudiando la posibilidad de migrar hacia una liberación controlada de la cuarentena, que se traduciría en el fin del sistema llamado 7+7, que ha sido calificado como positivo por las autoridades y la población como medida para evitar los contagios masivos. «¡Pueblo de Venezuela! Seguimos evaluando el Método 7+7 a través de una encuesta en el Sistema Patria. Mientras tanto, desde mañana lunes 19 julio hasta el domingo 25 julio estaremos en semana de flexibilización. ¡Todos y todas a cuidarse de la pandemia», escribió Maduro en un mensaje publicado en Twitter. Aunque la mayoría de los consultados por esta agencia en el este de Caracas aseguraron que están a favor de la suspensión de la cuarentena intersemanal, hubo quienes manifestaron sentir temor. «Yo al principio no confiaba en este sistema, porque no le veía sentido, pero en este momento a mí me parece que es un error levantarlo, porque hay muchos casos, y siento que aún la gente no tiene consciencia y no está todo el mundo vacunado», dijo Romina Puerta, de 65 años. Comerciantes dijeron a esta agencia que están desesperados por la suspensión de la medida y, aunque pidieron no ser identificados, dueños de bares explicaron que han pagado hasta 1.000 dólares semanales a funcionarios de seguridad a cambio de que les permitan trabajar, pero no se atreven a denunciar por temor a represalias. Quienes dependen del turismo también dijeron a esta agencia que esperaban con ansias el anuncio del fin de este sistema. (Sputnik)